viernes, 23 de abril de 2010

¡quién pudiera matar un dragón y obtener un amor! ( editado)


Que me encanta la literatura y escribir es algo conocido. Que adoro a las mujeres, aún más. Que tengo mucho cariño a Cataluña es de sobra sabido también por quienes leéis este blog.
Hoy es el día de Sant Jordi e inesperadamente, desde primera hora de la mañana he recibido varias felicitaciones provenientes de Cataluña, tanto por gente que lee este blog como por flickr. Está siendo una sorpresa realmente agradable por eso os dedico este post a todos los que amáis la lectura, a tod@s los que tenéis la suerte de estar enamorad@s y en especial a tod@s quienes hoy os habéis acordado de mi y habéis dedicado un ratito a mandarme ese mail. Bonita la leyenda de este día que os pongo sacada de la Wikipedia. ¡ Ojalá algún día yo también mate a mi dragón y pueda escribir la historia de un amor!


Cuenta la leyenda que en tierras de Capadocia, aunque popularmente se habla de Montblanc, había un Dragón que atacaba a diestro y siniestro al reino. El pueblo decidió que para evitar los ataques entregarían a una persona cada día para ser devorada por el dragón y así evitar daños mayores.
Cada día se hacía un sorteo y se enviaba a dicha persona a la cueva del dragón. Un día del sorteo salió el nombre de la princesa, la cual fue voluntariamente aunque muchos se ofrecieron en su lugar. Fue caminando hasta la guarida del dragón y cuando éste la iba a devorar apareció San Jorge y la rescató. San Jorge mató al Dragón clavándole la espada en el corazón y de la sangre que fluyó nació una rosa
De ahí la tradición, las rosas de la sangre del dragón, y los libros de donde la historia fue escrita.
Me lo acaban de pasar. Ved el video, pleaaaaaaaaaaaaseeeeeee

5 comentarios:

Pena Mexicana dijo...

Muy bonito Ripley, gracias. No conocía la leyenda a pesar del amor que mi güera tiene por la cultura catalana y de que sabía que hoy es San Jordi.
Felicidades pues @>-->--->---

Anónimo dijo...

Moltes Felicitats en el día de Sant Jordi. Des de València.

Juli Gan dijo...

Eso de matar dragones se debió poner de moda entre algunos santos. San Miguel...de Aralar, también. Apareció un dragón que estaba a punto de comerse al parricida vengativo de Teodosio de Goñi, encadenado por penitencia. El dragón salió de una de las numerosas simas de aquella sierra, pero San Miguel lo mató de un espadazo, que....Bueno, esa es otra historia y hoy toca la de Sant Jordi. Por cierto, lo del nuevo método de entretenimiento, fenomenal.

arcoiris dijo...

Felicidades a todas las princesas, dragones, Jordis, Georginas, .....
y a todos/as los lectores/as de libros.

Rick dijo...

Felicidades en el día de hoy, y buenísimo el vídeo. Me meo con lo de la tecnología de papel opaco. jajaja!