martes, 14 de julio de 2009

Y cuando el reloj dió las 9, la vida se paró.

¿ Qué hacías tú ayer a las 9? ¿y antes de ayer? ¿ Hace un mes? Yo no lo recuerdo, pero sí tengo muy claro en mi mente aquel día, de aquel mes, de aquel año, a las 9 cuando algo dejó de existir.
Desde entonces, un reloj parado me pone triste y yo que tanto me gustan los relojes de pulsera,no puedo soportar tener alguno con la pila acabada.
No tengo tantos como me gustaría...porque me gustaría poder coleccionarlos...y tener el adecuado para combinar con la ropa de cada día... Siempre, toda la vida en la mano derecha, y no soy zurda; simplemente algo me dió alergia y me salieron unos granitos en la mano izquierda cuando empecé a llevar reloj. Me acostumbré a llevarlo en la derecha y no lo cambié de mano.
Siempre que se vea cláramente la hora, esa es la función del reloj,¿no? No me gusta tener que imaginar qué hora es.
Son las 10. Feliz café a tod@s .

5 comentarios:

Lucía dijo...

Yo tengo un montón, cada de uno de un color y cada uno me trae recuerdos de una época. La verdad es que los uso mucho durante un tiempo y luego suelo dejarlos relegados al olvido y me da pena tirarlos.

Pero me encantaría tener muchos más.

Son las diez y media.

Besitos

Tanais dijo...

Un reloj, el último regalo que le hice a mi abuela días antes de morir :(

besillos a las 12:33

Jelly dijo...

pues yo hace la tira que me deshice de ellos, aunque siempre tengo ganas de comprarme un Tissot que llevo pensando desde hace tiempo también; pero el ser libre del reloj me ha hecho vivir las cosas de otra forma (es que si lo llevo, parezco esclava de él).

Otro detalle, tampoco soy zurda pero también, si lo llevo, estaría en la mano derecha. Lo que no recuerdo bien es por qué comencé a vituarme a llevarlo ahí. Pero vamos, que no sé llevarlo en la izquierda.

La verdad es que un reloj parado es muy triste, no? La memoria es selectiva, a veces para bien, muchas veces para mal :)

Anónimo dijo...

Vaya, resulta que va a ser más normal de lo que parece llevar el reloj en la mano derecha aún no siendo zurdas :) en mi caso tampoco se por qué, siempre lo he llevado ahí, me resulta más cómodo a pesar de lo que digan.
Yo no podría tener muchos porque soy algo especial con ellos, me cuesta encontrar el que me gusta y cuando lo hago se queda conmigo durante mucho tiempo... todo el que sea capaz de marcar ;)
Tkc.

Ulyanov dijo...

Feliz café a ti también, Ripley. Me gustaría, sí, tener muchísimos relojes. Yo lo llevo en la izquierda y soy diestro, y mi principal problema es encontrar uno lo suficientemente plano como para poder ponerlo con los puños de las camisas. Quizá algún día, cuando tenga oportunidad de hacer un gasto extra y coja uno bueno bueno y ultraplano :).
El único recuerdo que guardo de mi abuelo es su reloj de pulsera. Me da miedo ponerlo por si lo golpeo o me lo roban...
Muchos besos