lunes, 26 de septiembre de 2011

esas lindas ancianitas

Esta mañana he ido al super a comprar leche. He cogido mis cartoncitos de buena leche y me he puesto a la cola detrás de un chico. Al oír algo a mi espalda me he dado la vuelta a mirar para comprobar que sólo era el ruido de algo que se le había caído a una chica. Me he vuelto a dar la vuelta mirando a la caja y ¡ zas!, me encuentro a una señora , de las de la categoría “ jubilada”, con su carro lleno hasta arriba, dispuesta a meterse entre el chico que estaba delante de mí y yo. Por supuesto, la señora me daba la espalda haciéndose la sueca así que le palmeo suavemente en el hombro y le digo:
- Perdone señora, ¿ estaba usted ya antes aquí? ( pregunta irónica puesto que sabía perfectamente que cuando yo me puse a la cola ahí no había nadie más que el chico que estaba delante mio y su cesta)
- Si, claro – me responde ofendida. – Es que se me había olvidado una cosa y he ido a buscarla pero mi carro estaba aquí. – Añade.
Yo, con cara ya de “ no me puedo creer lo que estoy oyendo”, le respondo con toda la cordialidad que me es posible ante lo surrealista de la situación:
- Perdone otra vez pero aquí no había nadie más que ese chico cuando yo me he puesto a la cola.
- ¿Cómo que no ? Por supuesto que yo estaba antes aquí - me espeta toda ofendida y oigo detrás de mi :
- Señora, que no, que usted no estaba ahí cuando hemos llegado.- gracias a lo que una ya empieza a pensar, ¡menos mal que con esta corta edad que aún tengo no sufro de alucinaciones! , y le digo a la señora:
- Lo siento, pero usted no estaba ahí y no la voy a dejar pasar, encima con el carro que lleva hasta arriba, aún menos. – y cuando ni siquiera había acabado la señora se pone a decirme que dónde se iba a poner entonces, ¿ al final de la cola, la última? Y claro, yo le contesté con un
- Pues sí señora, ahí hay que ponerse cuando una llega a la cola.
Como os podéis imaginar me empezó a llamar jeta, caradura, se quejó de la juventud y del poco respeto a los mayores, etc, etc mientras todo el mundo pasaba de ella. Yo pagué mi leche y abandoné el super con una mala leche en el cuerpo que espero que no haya pasado a la que compré. ¡ Vaya con la tercera edad!

8 comentarios:

Martina dijo...

Eso sí que no. No dejes que se te agrie, jajaja.

Butterflied dijo...

Las señoras se quejan de la juventud, pero hay cada descarada (por no decir hija de p***) de no te menees.

Anónimo dijo...

las injusticias hacen que se te agrie hasta el caracter...con lo cívica y respetuosa que tú eres con los mayores...que venga la ANCIANITA TREPA A COLAR SU CARRO 4x4 delante tuya¿? Válgame Dios¡¡ y que se indigne... Cuando la replicas...vamos eso ya no tiene nombre¡¡¡ deja de comprar leche...YA¡
besetes
Escandinava

Juli Gan dijo...

Mira tú qué casualidad, que el otro día pensé en las viejas caraduras del súper para escribir un post. Me acordaba cuando iba a la tienda del barrio, porque me mandaba mi madre de urgencia a por alguna cosa y la vieja de turno decía. "Tú no tienes prisa, ¿Verdad que no, bonita?". Y yo: "Nooo, vengo aquí a esperar que echen el cierre" No se dan cuenta de que las generaciones jóvenes asumen la mala educación enseñada por las viejas.

Trasgu dijo...

Lo cierto es que la gente mayor...con el cuento de que "ya es mayorcita" aprovechan bastante el tema de su edad para hacer lo que realmente les da la gana y dejando en muchas ocasiones, la educación a un lado...Teniendo encima que aguantar que te echen la bronca por algo que no has hecho...
Espero que la leche llegara bien a tu casa.
Bsoss
PD: Un 10 a tu educación y a tu paciencia!! :)

Jirafas en Gerundio dijo...

Esos momentos-super me ponen a parir. Como abusan, no pué no puéeee

ari dijo...

Las señoras mayores son lo peor de lo peor...a mi me fastidian mucho esas cosas, es como cuando estás esperando en fila única habiendo 2 taquillas y siempre hay algún list@ que se coloca donde no hay nadie; pero qué se creen, que los demás esperamos por vicio????

Tanais dijo...

Uffff totalmente de acuerdo, lo peor es eso que se ponen ahí como el que no quiere la cosa para meterse cuando menos te lo esperas! granujas! yo la verdad que soy muy borde para eso, hiciste bien!